Pais

Vinculan a diputados federales del PRI en quimios falsas

Los legisladores priistas estarían relacionados con las empresas Maxbec, Esécialidades Médicas del Sureste, Grupo Empresarial Heberen, Labssa y Lidmed

Reforma

Luego de denunciar que el anterior gobierno de Veracruz suministró medicamentos falsos contra el cáncer, además de que adquirió pruebas para detectar el VIH apócrifas, este día se reveló que los diputados federales del PRI, Jorge Carvallo y Alberto Silva estarían involucrados en estos hechos.

 

Carvallo Delfín colaboró con Javier Duarte  como secretariio particular y es pariente directo de la familia Beceiro, la cual durante la administración del exgobernador  Fidel Herrera construyó un conglomerado de empresas, beneficiario de contratos millonarios en Veracruz.

 

Las empresas que se vinculan con los Beceiros son: Maxbec S.A de C.V, Especialidades Médicas del Sureste, S.A de C.V, Grupo Empresarial Heberen, S.A de C.V, Labssa, S.A de C.V y Lidmed, S.A de C.V.

 

De acuerdo con las actas constitutivas Andrés y Rocío Delfín, primos hermanos de Carvallo Delfín son los representantes legales de las empresas.

 

La denuncia a las empresas fue realizada por la actual administración encabezada por Miguel Ángel Yunes.

 

Puedes leer: Abogado de exfuncionario, acusado de desvío, denuncia violación a DH

 

Donde indicó que los productos del laboratorio Roche fueron clonados y desprovistos de su principio activo, por lo que incluso niños con cáncer que como tratamiento recibieron agua destilada.

 

También resaltó que tan sólo Maxbec facturó 109 millones de pesos entre 2006 y 2013 en contratos con el Gobierno veracruzano y en 2014 563 mil 839 pesos en gasas, jeringas, telas adhesivas y catéteres al Hospital de Especialidades No. 14 “Adolfo Ruiz Cortines” de Veracruz.

 

Ante las denuncias realizadas por Miguel Ángel Yunes, Carvallo Delfín, negó tener vínculos con las empresas denunciadas.

 

“Lo que hicieron con los niños veracruzanos es un crimen deleznable, atroz, que no puede quedar impune, pero tampoco voy a permitir que sea utilizado como ariete político para quienes se empeñan en la guerra sucia y en tener cortinas de humo”, se lee en una publicación realizada el 16 de enero en su perfil de Facebook.

 

Alberto Silva Ramos está involucrado directamente en el otorgamiento de contratos a empresas vinculadas a la familia Beceiro y de complicidad en el pago de 514.9 millones de pesos a empresas fantasma para campañas inexistentes en medios de comunicación.

 

Cabe mencionar que Silva Ramos fue dirigente estatal del PRI en 2015.

 

Con información de Reforma.

 

Artículo anterior

Oaxaca se suma a la compra consolidada de medicinas con el IMSS

Artículo siguiente

Se caen alianzas del PRD con el PAN en Edomex y Coahuila

elmuromx

elmuromx

Periodismo de investigación

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *