AMOR DE CABARET

El intenso

Intenso. Intenso. Intenso. Fue la palabra que usó Amador Jara Cruz para definir la pugna que enfrenta el Partido de la Revolución Democrática (PRD) por la dirigencia estatal, y de volada afirmó que “todos” apoyan a José Julio Aquino -ex munícipe de no muy buenos recuerdos en Xoxocotlán, donde muy poco añoran su despilfarros y saqueos-. El caso es que Amador Jara intentó apaciguar las tribus locales, y vino a decir a Tuxtepec que el mero mero –al menos hasta septiembre de este año, cuando él busque la dirigencia- es el tal Aquino a quien, por cierto, nadie conoce por la Cuenca.

Se le olvidó decir a Amador Jara, que su intensidad tiene que ver mucho con una pax siciliana, que es como en realidad él desde hace años ha manejado al PRD en regiones y municipios, imponiendo presidentes, regidores, diputados y obviamente, cobrando una redituable cuota y derecho de piso político. Por ahora le conviene Aquino, pero también advirtió en entrevistas banqueteras locales que “en agosto-septiembre habrá otras circunstancias”-, sin duda, las circunstancias que entonces le interesarán: elegir candidaturas y negociar, como siempre, por siempre con el PRI y así mantenerse como el capo del PRD en nombre de una izquierda cada vez más cercana al centro del cinismo.

Artículo anterior

El manejado

Artículo siguiente

Congreso de Oaxaca pide a SHCP, Murat, Sevitra, Conago y Profeco estrategias frente a MegaGasolinazo

elmuromx

elmuromx

Periodismo de investigación

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *