CuencaMecánica de la CensuraPolvo y Agua

Albergue “Rajam” cuatro meses de dar de comer a los sin casa

CAROLINA MEJÍA

Tuxtepec, Oaxaca.-El crecimiento de personas en situación de calle, con problemas de alcohol o drogas, o por permanecer condición de abandono, han inspirado a personas como Hugo, junto con su familia, a ofrecer servicio voluntario de alimentos y refugio temporal por medio del comedor social y albergue “Rajam”, en Tuxtepec.

“Rajam” es un comedor social creado por iniciativa de la familia Avendaño Anguiano quienes se definen como cristianos y creen que ayudar a las personas necesitadas es un acto de fe y voluntad para cambiar algo en la vida de jóvenes y adultos, vulnerables o enfermos, que habitan las calles de esta ciudad.

Hugo es el encargado del comedor que inició sus servicios en agosto de este año en la avenida Roberto Colorado, quien manifiesta que los comedores sociales se tienen que multiplicar con ayuda de los ciudadanos voluntarias porque la necesidad es cada vez mayor.

En el comedor social y albergue “Rajam” atienden a 14 personas por día, proporcionándoles desayuno, comida y cena. 32 personas más llegan de forma esporádica. En albergue mantienen a siete personas incluidas dos familias que por alguna situación se quedaron sin casa generalmente por falta de trabajo.

Este servicio social se sustenta en donaciones de vecinos y personas que voluntariamente llevan ropa y alimentos para preparar en el comedor. Quienes reciben el servicio de alimentos apoyan en el lavado de trastes y en mantener limpio su espacio. Hugo Avendaño espera que, con el tiempo, las personas ofrezcan su trabajo y así obtengan un sustento, según se vayan recuperando de su situación.

A partir del comedor la familia piensa crear la Fundación Rajam, que es “compasión, amor y ternura”, compartió Hugo. Para ofrecer apoyo a más personas y sobre todo pretenden ofrecer un espacio a los jóvenes que padecen alcoholismo o drogadicción y que viven en las calles. “Una Fundación donde lleguen a restaurar su vida pero que ellas decidan por voluntad, querer que los ayuden, esa es nuestra intención”, mencionó.

Con las bajas temperaturas de este mes, los coordinadores de este alberguen solicitaron cobertores, edredones y colchonetas, que les permita ofrecer abrigo a otras personas para refugiarse de las noches frías. Las puertas de la casa “Rajam” están abiertas de 8 de la mañana hasta 8 de la noche para quienes deseen donar alimentos o cobertores. De la misma forma organizarán cenas con motivo de las fiestas decembrina, recibiendo donaciones, y ofrecer una comida diferente a estas personas sin hogar y familia.

Artículo anterior

Declara Peña Nieto a Salina Cruz como Zona Económica Especial

Artículo siguiente

Open Society, CNDH y la Asociación de Alcaldes piden a EPN que vete la Ley de Seguridad Interior

elmuromx

elmuromx

Periodismo de investigación

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *