AMOR DE CABARET

La chambeadora

Y así, de buenas a primeras, pasó de decir: “el presidente municipal está mintiendo”, a alzar la mano y decir: “no salió de la boca del presidente (que sí le dijo corrupta y nunca lo desmintió), sino del síndico procurador”.

ANTONIO MUNDACA

Ninguneada públicamente, acusada de pedir lana y obras, la Regidora de Servicios Públicos Municipales y demás títulos de nobleza de la burocracia del Ayuntamiento, optó por lo blandito, por conservar los privilegios de la nómina y de un día para otro, pasó de ser la tacleadora contra Paco Niño a exigirle al presidente que la sacaran de una lista donde no venía su nombre -pero que Bautista Dávila mencionó en dos ocasiones- a pesar de “nunca haber pedido nada”.

Curioso fue su caso porque en la sesión que hoy, los aludidos pretenden olvidar, tuvo una actuación penosa y reveladora,  se la pasó buscando culpable que no fuera el Presidente Municipal, mientras que él se mantuvo en lo dicho contra ella, y contra el resto de los acusados.

“Yo sé defenderme sola y hablo por mí, si le pedí obra o no el presidente, sabe cómo estuvo”, más o menos ese fue su discurso desatinado donde acabó por echarle la culpa “de ese mal entendido” al Síndico, Gabriel Reyes Bejines, y para variar, enfiló baterías contra Paco Niño, contra los astros y galaxias que la pusieron en esa situación, a ella que se ufanó – según consta en los videos- de ser la más chambeadora de los regidores, y para que no quede duda de su hacendosidad, “gana lo mismo que cualquiera de los regidores que trabajan menos que ella”. Y así, de buenas a primeras, pasó de decir: “el presidente municipal está mintiendo”, a alzar la mano y decir: “no salió de la boca del presidente (que sí le dijo corrupta y nunca lo desmintió), sino del síndico procurador”.

Y para terminar su show, mostró sus hojitas y aclaró cantinflescamente, “yo voy a actuar como deba de actuar, y no necesito que nadie venga aquí a hablar por mí, porque yo soy una persona autónoma y yo en mi caso sabré como voy a proceder , y yo si omito, es porque quiero que mi nombre se siga omitiendo aquí…yo tomaré las acciones que tenga que tomar, y claro que las voy a tomar, pero eso es en mi persona (sic)” ….y así, bajo el argumento que el presidente se confundió ( que no le dijo corrupta, pero sí) la autonombrada regidora más chambeadora nos dio clases de debate.

*Lo que aparece entre comillas es de forma literal lo que dijo la concejal- aunque usted no lo crea-

Artículo anterior

El ofuscado

Artículo siguiente

El salado

elmuromx

elmuromx

- Periodismo de investigación

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *