AMOR DE CABARET

El exhibido

*Los dos casos puntuales que le señalaron a Ángel Domínguez fue de solo convocar a dicha asamblea a sus compañeros más cercanos y de intentar hacer madruguete con su nombramiento para apuntalarse como candidato a la diputación federal por el distrito 01 y convertirse en la selección de candidatos a la presidencia en juez y parte.

ANTONIO MUNDACA

Quien no salió bien librado de la pasada asamblea de Morena fue el ex Presidente Municipal de San Felipe Usila, Ángel Domínguez Escobar. Su nombramiento fue recibido entre los integrantes de los comités de base como forzado e impuesto y con reglas poco claras y transparentes sobre su función y además salió exhibido como alguien que solo acude a los municipios y al trabajo de dichos comités para tomarse la foto y subirla a las redes sociales, pero no para solucionar los problemas que enfrentan en esas regiones la militancia morenista.

Los dos casos puntuales que le señalaron a Ángel Domínguez fue de solo convocar a dicha asamblea a sus compañeros más cercanos y de intentar hacer madruguete con su nombramiento para apuntalarse como candidato a la diputación federal por el distrito 01 y convertirse en la selección de candidatos a la presidencia en juez y parte.

También fue señalado de no notificar a los referentes que han construido los comités de Morena, y solo acudir a ellos a tomarse la foto. Señalamientos a los que Domínguez Escobar, nervioso, no respondió arengando discursos a favor de la unidad interna, varios militantes de Morena inconformes señalaron que el popularmente conocido como “Usila”, está coludido con Salomón Jara Cruz para llevar mano en la decisión de candidaturas del próximo año.

Artículo anterior

La ventajosa

Artículo siguiente

El regenerado

elmuromx

elmuromx

Periodismo de investigación

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *